¿Qué es el riesgo y por qué debemos abordarlo?

La norma ISO 9001:2015 requiere que las organizaciones adopten un pensamiento basado en riesgos para gestionar los riesgos que pueden afectar las salidas de los procesos y el desempeño de Sistema de Gestión de la Calidad.

Según la definición en ISO 9001:2015, el riesgo es “el efecto de la incertidumbre”, donde por la incertidumbre se entiende como “el estado  total, incluso parcial, de deficiencia de información relacionada con la comprensión de un evento, su consecuencia o su probabilidad”.

En resumen:

Riesgo es el nivel de peligro al que estamos expuestos si no conocemos:

  • Las fallas que pueden suceder.
  • La probabilidad de que esas fallas sucedan.
  • Las consecuencias de esas fallas.

Una vez que se estima el nivel de riesgo al que estamos expuestos, debemos evaluar la necesidad de implementar acciones, que pueden ir orientadas a:

  • Evitar el riesgo rechazando las condiciones actuales / potenciales del negocio.
  • Eliminación de la falla a través de la eliminación de las causas (acciones preventivas).
  • Mejorar los controles de detección de las causas (control de proceso).
  • Mejorar los controles de detección de la falla (control de producto).
  • Reducir la probabilidad de que se presente la falla (mejoras en el proceso).
  • Reducir las consecuencias de que se presente la falla (rediseño del producto).
  • Asumir el riesgo para perseguir una oportunidad.
  • Compartir el riesgo con otras partes interesadas.

En SPC Consulting Group podemos ayudarte a analizar los riesgos en tus procesos y determinar las mejoras estrategias de control.

Si deseas saber más sobre este artículo comunícate hoy con nosotros, o te invitamos a nuestros próximos entrenamientos en las ciudades de Monterrey, Querétaro, Guadalajara, León y Ciudad de México. Para acceder a nuestro catálogo completo de cursos has click aquí.