Los 3 principales indicadores del TPM (Total Productive Maintenance)

Dentro de los cambios de la norma IATF 16949:2016, se incluyó el elemento 8.5.1.5 Mantenimiento productivo total, establece:

La organización debe desarrollar, implementar y mantener un sistema de mantenimiento productivo total documentado.

Como mínimo, el sistema debe incluir:

a) La identificación de los equipos del proceso necesarios para producir producto conforme en el volumen requerido;

b) La disponibilidad de piezas de repuesto para los equipos identificados en el inciso a);

c) La provisión de recursos para el mantenimiento de las maquinas, equipos e instalaciones;

d) El embalaje y preservación de los equipos, herramentales y calibres;

e) Los requisitos específicos de los clientes aplicables;

f) Los objetivos de mantenimiento documentados, por ejemplo, OEE (en español, Eficiencia Global del Equipo), MTBF (en español, Tiempo Medio Entre Fallas), MTTR (en español, Tiempo Medio para Reparación) y métricas de cumplimiento del mantenimiento preventivo. El desempeño de los objetivos de mantenimiento debe ser parte de las entradas para la revisión por la dirección (véase el apartado 9.3 de ISO 9001);

g) La revisión regular del plan y los objetivos de mantenimiento y un plan de acción documentado para implementar acciones correctivas cuando los objetivos no se logren;

h) La utilización de métodos de mantenimiento preventivo;

i) La utilización de métodos de mantenimiento predictivo, cuando sea aplicable;

j) El mantenimiento mayor periódico.

Para algunas organizaciones esto es nuevo, ya que las versiones anteriores no lo solicitaban.

De acuerdo a la IATF, la intención de todos los puntos en la sección 8.5.1.5 es incluir los pasos mínimos para mantener el equipo de fabricación durante un largo período de uso para que pueda producir productos de forma consistente según las especificaciones.

El “Mantenimiento Mayor Periódico” es el reproceso de las herramientas y el equipo de fabricación necesarios cuando los pasos de mantenimiento regulares ya no son suficientes para mantener las herramientas y el equipo en una condición en la que puede continuar fabricando el producto según la especificación, según se detectó utilizando la Media del Tiempo entre reparaciones u otros métricos similares.

El Mantenimiento Mayor Periódico ya se define en el apartado 3 de la norma: “metodología de mantenimiento para prevenir una falla mayor no planificada, donde, basándose en la historia de las fallas o interrupciones, una pieza de un equipo o un subsistema del equipo es de manera proactiva retirado de servicio para ser desensamblado, reparado, sus piezas reemplazadas, vuelto a ensamblar y regresado a su condición de servicio”.

Quizás el mantenimiento mayor periódico no aplica para algunos tipos de herramientas y equipo.

Quizás algún herramental simplemente es reemplazado con una nueva herramienta al final de su vida útil. Sin embargo, toda la herramienta y equipo tienen una vida útil limitada basada en el uso, el tiempo u otros factores conocidos. El fabricante de la herramienta y el equipo sería una Buena Fuente para determinar cuales otros factores y para estimar cuando necesita realizarse un trabajo mayor. El mantenimiento mayor periódico o su equivalente (por ejemplo, reemplazo) necesitaría contabilizarse en los pasos del plan de mantenimiento de la organización.

En Marzo del 2018 la IATF publicó el estatus de la transición de la norma en donde destacó que se estaba incrementando la cantidad de no conformidades y se estaba reduciendo la cantidad de sitios sin no conformidades.

En este mismo documento, estableció las principales NC encontradas

 

 

 

 

El TPM se resaltó como la principal no conformidad menor y está dentro de las 5 No conformidades mayores.

El equipo de producción está llegando a ser inimaginablemente sofisticado. TPM utiliza a todos los recursos de la organización en donde la meta dual del TPM son las cero averías y cero defectos.

Típicamente, toma un promedio de tres años desde la introducción del TPM hasta lograr resultados premiables.

Adicionalmente, en las fases tempranas del TPM, la compañía debe considerar el gasto adicional de restaurar el equipo hasta una condición propia y el gasto de educación del personal sobre el equipo.

Los principales indicadores del TPM son:

Dichos indicadores están ligados a las 6 grandes pérdidas:

 

Es importante entender como establecer los indicadores de desempeño, interpretarlos y administrarlos de una manera apropiada para el cumplimiento de la norma.En resumen, TPM es una cultura que se enfoca en toda la organización entregando un valor superior al cliente.

 

Nosotros, SPC Consulting Group, te podemos apoyar con la comprensión, aplicación y administración del Mantenimiento Productivo Total (TPM). Podemos apoyar a desarrollar la competencia en el personal de los diferentes niveles de tu organización.

 

Comentarios